Lo mejor de los brasseries franceses

Arroz en salsa verde

Aunque aparentemente es una de las tareas más básicas en una cocina, hacer un buen arroz, en su punto justo, puede no ser tan fácil como parece. Pero tranquilo, no es una tarea imposible, aunque si que es necesario seguir unas pautas.

Si te gusta el arroz bien hecho, sin duda disfrutarás de las recetas de la web http://recetaspaella.es.

Arroz en salsa verde

Para lograr un arroz perfecto, hay que utilizar la cantidad correcta de líquido (agua o caldo), calor y reposo después de la cocción. Es importante no omitir este reposo al final, pues es la clave para que la humedad del arroz se redistribuya para adquirir una textura más uniforme.

En la receta de hoy vamos a hacer un arroz en salsa verde, la típica salsa que se utiliza para los pescados también en tu arroz. Así es cómo se hace:

Ingredientes para 4 raciones

Elaboración

Para limpiar bien las almejas, las colocamos en un recipiente cubiertas de agua y con un puñado de sal, así soltaran toda la arena que todavía tengan en el interior.

Las dejamos en remojo durante 30 minutos, después las escurrimos, las volvemos a lavar bajo el grifo y las ponemos en una cazuela con agua fría, a fuego medio para que se abran.

Una vez que todas estén abiertas, las retiramos del fuego y colamos el caldo con una malla fina para poder eliminar toda la arena que hayan soltado. Reservamos el caldo y retiramos la concha vacía de las almejas.

En una sartén, vertemos un chorro generoso de aceite de oliva, y lo ponemos a calentar para sofreír los ajos picados. Una vez que estos estén dorados, los retiramos del fuego e incorporamos las almejas.

Agregamos el arroz y lo removemos, dejando que se fría todo junto durante un minuto. Por otra parte, calentamos el caldo de pescado, y cuando esté caliente lo veamos al arroz. Lo ponemos a punto de sal y removemos, mientras que aumentamos la temperatura para que empiece a hervir.

En ese momento, añadimos el perejil picado y el zumo de medio limón. Reducimos la temperatura y lo dejamos que cueza a fuego lento hasta que haya cocido durante 15 minutos. Lo retiramos del fuego, lo tapamos y dejamos que repose durante 5 minutos más antes de servirlo.